Antes de cualquier servicio de catering hay que entender el contexto en el que se va a desarrollar, los actores del servicio y la duración del mismo.

 

En el caso de un comité de dirección es importante qué es y el porqué de su importancia por ello conviene repasar sus objetivos principales:

 

El Comité de Dirección de una empresa es el equipo directivo que tienen como misión proyectar la empresa hacia el futuro, orientándose a la consecución de los objetivos financieros y no financieros asegurando la continuidad de la empresa a largo plazo.

 

Nuestra recomendación desde fudeat.com es tratar este servicio como cualquier otro, cuidando el detalle al máximo. Nosotros no hacemos distinción en el servicio de catering corporativo entre un curso de formación o un comité de dirección porque desde siempre trabajamos bajo la premisa de la excelencia. Sería un grave error tratar ambos servicios con estándares de calidad distintos. El objetivo siempre es el mismo: que la realidad supere las expectativas.

 

Un Comité de Dirección es una reunión que suele ser mensual y con un orden del día muy completo. Suele durar varias horas y es importante que la sala sea amplía y esté preparada para que los asistentes sólo tengan que preocuparse de los asuntos que van a tratar. Desde el catering, el servicio es relativamente sencillo. La sala tiene que tener agua, refrescos y café a lo largo de la duración de la reunión. Asimismo, y dependiendo de la duración del Comité, se pueden ofrecer Desayunos, Coffee Breaks o Comida.

 

En nuestro caso organizamos, y porque el Comité tenía una jornada maratoniana, un desayuno y una comida. Es fundamental que los servicios de desayuno y comida se realicen en una sala aparte. Los motivos son varios:

 

1) Permite a los asistentes levantarse, estirar las piernas y desconectar durante unos minutos.

 

2) Evitas la concentración de la actividad en una sala que puede hacer que se haga larga consiguiendo armonizar la jornada.

 

3) Para los montajes simplifica todo considerablemente y permite ofrecer un mejor servicio.

 

4) Especialmente en el caso de la comida, y dependiendo del menú, puede ocurrir que se queden olores de comida.
 

En este caso les ofrecimos antes del comienzo de la reunión un desayuno energético y completo que incluía: tostadas con tomate triturado, aceite y sal, embutidos y quesos variados, fruta preparada, zumos naturales recién exprimidos de distintos sabores, mini bollería para comer de un bocado, yogures y cereales.

 

Para la comida optamos por un menú que incluía varias referencias de picoteo y un plato caliente en formato buffet y en un chaffing dish para mantener el calor y las propiedades. El menú estaba compuesto por: bandejas de sushi (makis, rolls, niguiris y sashimis), bandejas de quesos ibéricos, una crema para tomar en un cuenco con cuchara, ensalada mar y montaña (langostinos, papada y frutos secos garrapiñados acompañado de una vinagreta). Como segundo plato ofrecimos lubina al horno y roast beef acompañado como guarnición de patatas risoladas, pimientos asados y arroz basmati con pasas y piñones. Como postre ofrecimos una macedonia de frutas y una sopa de chocolate blanco con fruta.

 

Sólo escribiendo estas líneas se me hace la boca agua…

 

Desde fudeat.com os animamos a:

 

Y O U  D O  T H E  B U S I N E S S,  W E  D O  T H E  F O O D!